15 trucos expertos para reparar un disco duro quemado en minutos y salvar tus valiosos datos





Cómo reparar un disco duro quemado

Introducción

Un disco duro quemado es un problema común que puede surgir en la vida útil de un ordenador. Puede ser causado por una variedad de factores, como picos de voltaje, fallos de hardware o software, o exposición a altas temperaturas.

Diagnóstico

Antes de reparar un disco duro quemado, es importante determinar si el problema es realmente causado por un disco duro defectuoso. Los siguientes síntomas pueden indicar un disco duro quemado:

  • El sistema operativo no arranca
  • La BIOS no detecta el disco duro
  • El disco duro produce sonidos extraños o chirridos
  • El disco duro se calienta bastante rápido

Utilice una herramienta de diagnóstico

Para diagnosticar el problema, puede utilizar una herramienta de diagnóstico de disco duro como CrystalDiskInfo o HDDScan. Estas herramientas le informarán sobre la salud del disco duro y qué puede ser la causa del problema. Por ejemplo, el software le mostrará si el problema está relacionado con la parte física del disco duro o con el sistema de archivos.

Reparación

La reparación de un disco duro quemado dependerá del problema identificado durante el diagnóstico. En algunos casos, puede ser necesaria la sustitución de la placa de circuito o del motor, mientras que en otros sólo es necesario formatear el disco duro y reinstalar el sistema operativo.

Reemplazando la placa de circuito

Si su diagnóstico revela que la placa de circuito del disco duro está defectuosa, puede comprar una nueva y reemplazarla por su cuenta. La placa de circuito es la cara que conecta el motor y el disco duro con la placa base del ordenador.

Primero, retire la placa de circuito defectuosa de su lugar en el disco duro. A continuación, reemplace la antigua placa por la nueva y vuelva a conectar todos los cables.

Reemplazando el motor del disco duro

Si la causa del problema es el motor defectuoso del disco duro, el reemplazo del motor puede ser su única opción de reparación. El motor es responsable de hacer girar el disco duro, lo que permite a la cabeza de lectura y escritura leer y escribir datos en el disco.

Para reemplazar el motor, abra el disco duro y retire el rotor fallido. A continuación, coloque un nuevo motor y vuelva a poner todo en su lugar.

Formateo y reinstalación del sistema operativo

En algunos casos, borrar y reformatear el disco duro y reinstalar el sistema operativo puede ser suficiente para resolver el problema. Sin embargo, este método borra todos los datos del disco duro, especialmente cuando no realiza la copia de seguridad de sus archivos importantes.

Conclusión

La reparación de un disco duro quemado requiere experiencia que sólo se encuentra entre los profesionales. Sin embargo, con las herramientas correctas y la información adecuada, puede diagnosticar y, en algunos casos, reparar un disco duro quemado por su cuenta. Para evitar futuros problemas, asegúrese de mantener su ordenador protegido de picos de tensión y altas temperaturas.

Tipo de problema Solución recomendada
Placa de circuito defectuosa Reemplazar la placa de circuito
Motor defectuoso Reemplazar el motor
Sistema de archivos dañado Reformateo y reinstalación del sistema operativo


Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad