Cómo reparar fácilmente una cerradura de puerta de madera en 5 simples pasos





Cómo reparar cerradura de puerta de madera

Introducción

Las cerraduras de las puertas de madera son un elemento fundamental en la seguridad de nuestra casa. Sin embargo, pueden presentar problemas con el paso del tiempo, como atascos, dificultad para abrir o cerrar, o incluso roturas en algunas piezas.

Si te encuentras en esta situación, no te preocupes. En este artículo te explicaremos de forma detallada cómo reparar la cerradura de la puerta de madera de forma sencilla y rápida.

¿Qué herramientas necesitas?

  • Llave inglesa
  • Destornillador
  • Aceite lubricante
  • Lija
  • Taladro

Pasos para reparar la cerradura de la puerta de madera

Paso 1: Desmontar la cerradura

Lo primero que debes hacer es retirar la cerradura de la puerta. Para ello, retira los tornillos que sujetan la cerradura en la puerta.

Una vez que la hayas desmontado, colócala sobre una superficie plana y lisa para poder trabajar sin dificultades.

Paso 2: Limpiar la cerradura

Con la cerradura desmontada, deberás limpiar todas las piezas y mecanismos de la cerradura. Utiliza un cepillo o paño suave para retirar el polvo acumulado.

Después, aplica aceite lubricante en las piezas para conseguir que se muevan con más facilidad.

Paso 3: Reemplazar las partes dañadas o rotas

Es posible que durante el proceso de limpieza detectes alguna pieza dañada o rota. En dicho caso, deberás reemplazarla por una nueva.

Las piezas de la cerradura que más se suelen romper son el cerrojo y la pieza que une el pestillo con el cerrojo. Estas piezas pueden adquirirse en cualquier tienda de bricolaje.

Paso 4: Lijar los bordes del cerrojo

Una vez que hayas sustituido las piezas defectuosas, es hora de lijar los bordes del cerrojo. Esto permitirá que la puerta cierre y abra con más facilidad.

Utiliza papel de lija fino y frota suavemente los bordes del cerrojo. Asegúrate de no dañar ninguna de las piezas.

Paso 5: Volver a montar la cerradura en la puerta

Una vez que hayas realizado todas las reparaciones necesarias, es hora de volver a montar la cerradura en la puerta. Fija los tornillos y asegúrate de que la cerradura queda bien sujeta.

Para finalizar, comprueba que la cerradura funciona adecuadamente, abriendo y cerrando la puerta varias veces. Si la cerradura sigue sin funcionar correctamente, puede que debas recurrir a un cerrajero profesional para que la repare.

Conclusión

Como has podido ver, reparar la cerradura de la puerta de madera es una tarea sencilla que puedes realizar tú mismo en casa. Siguiendo los pasos que te hemos explicado, podrás solucionar los problemas que tenga tu cerradura y conseguir que vuelva a funcionar correctamente.

Recuerda que para un correcto mantenimiento de la cerradura, es importante limpiarla y lubricarla periódicamente. De esta forma, podrás alargar su vida útil y evitar futuros problemas.


Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad